7 de noviembre de 2013

Transformando un antiguo vagón de tren en un contenedor cultural itinerante

Cómo difundir el patrimonio, desarrollar el conocimiento y potenciar la creatividad de las personas vinculadas a la ruta del ferrocarril, fue el desafío que el Ministerio de Coordinación de Patrimonio del Ecuador en conjunto con IKONEstudio de arquitectura llevando a cabo el proyecto del "Vagón de Alfaro".


Se propuso transformar un “vagón de carga” en un “equipamiento itinerante”, dinamizador del espacio público y activador de la participación local que permitiese el desarrollo de actividades pedagógico-culturales que aporten conocimiento, creatividad y revaloricen el patrimonio cultural local.

El punto de partida: un vagón de tren del año 1947, elaborado con láminas y perfiles metálicos y un espacio  interior estrecho, alargado, oscuro y con poca ventilación.


Considerando la premisa de reconocer que este no es un “contenedor” cualquiera, este que un día fue un “vagón de carga y transporte de productos” del Ferrocarril Ecuatoriano hoy será un “vagón de carga que transporta Cultura”, decidimos recuperar las características formales del mismo, liberándolo de añadidos y modificaciones que han afectado a su morfología inicial, y nos establecimos como condicionante de diseño que la propuesta no debía afectar a la forma ni a la estructura original del vagón. Este factor nos llevó a proponer en el interior una envolvente separada de los paneles metálicos, elaborada con tableros de maderas como tangare, copal o colorado; dispuestos de tal forma que se asemejen a un telar, en tributo a los tejidos de totora característicos de este lugar del Ecuador donde funcionará este “Contenedor Cultural”.


Las limitaciones espaciales (12,00 m largo; 2,50 m ancho; 2,10 m alto) y el ambicioso programa propuesto, devengó en una propuesta flexible y versátil. En base a los mecanismos y dispositivos del sistema ferroviario se propuso un mobiliario plegable de funcionamiento manual, el cual forma parte de la envolvente de madera y permite desarrollar algunas actividades de manera conjunta al interior del vagón.


En los extremos de la envolvente se creó un entramado de madera que, en un caso controla el ingreso de luz y aire al interior, y en otro, tiene la cualidad de desplegarse y constituirse en una cubierta que genera el área de sombra y protección sobre el espacio público, transformando una parte del vagón en un escenario para teatro u otras actividades similares, integrando así el espacio interior con el exterior.

La accesibilidad y la diferencia de niveles entre el interior del vagón y el nivel de piso del espacio público, fueron solventadas con un sistema de rampas desplegables colocado en los extremos del “Contenedor Cultural”, facilitando así, el acceso de niños, adultos mayores y personas con distintas discapacidades.


Este “Dispositivo Cultural” está dotado de áreas de almacenaje para equipos, paneles para exposición, pufs para talleres de lectura, además de contar con sistemas de audio, proyección, internet, y los mecanismos de soporte necesarios para cumplir diversas actividades de índole cultural y educativa que pueden desarrollarse en este “Vagón del Saber”, el “Vagón de Alfaro”.




Más información: http://www.plataformaarquitectura.cl/2013/09/17/vagon-de-alfaro-ikonestudio-de-arquitectura/  http://www.ikonearquitectura.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada