17 de marzo de 2014

Fennell Residence. Casa flotante de madera

Despertarse con una vista espectacular, ya sea de la orilla de un lago, un océano, un río o incluso un pequeño arroyo, siempre parece tener un efecto calmante sobre el alma. Por eso, el arquitecto Robert Oshatz construyó para una pareja de Portland esta casa de vacaciones flotando sobre el río Columbia. 


La pareja ya conocía el trabajo de Oshatz, por lo que sabían que su casa sería única. "A menudo la gente tiene la idea de que las formas son lo primero conmigo", dice Oshatz. "Pero es justo lo contrario de cómo trabajo. Para cualquier proyecto que hago, mi objetivo principal es llevar al cliente exactamente a dónde quiere ir. Empezamos con el sitio, creamos el plano de planta y volvemos a visitar el lugar." 

En esta casa, además de abordar las necesidades programáticas, Oshatz tenía el reto de construir una casa que fuese resistente y capaz de flotar. También tuvo que hacer frente al hecho de que la construcción en el río Willamette, donde los clientes acababan de comprarse un barco, está prohibida, por lo que la casa tenía que construirse sobre su afluente, el río Columbia.


Los clientes son fanáticos del estilo loft, y sólo necesitaban un dormitorio principal, un estudio, una cama para invitados, un baño, una cocina y una sala de estar. Con el plan y el programa sobre la mesa, Oshatz encontró inspiración en las ondas del río y utilizó vigas de madera laminada de abeto Douglas para crear la cubierta curva de la casa. Lamas de cedro revisten las fachadas este, norte y sur, mientras que el lado oeste se abre hacia el río mediante un gran paño acristalado de suelo a techo con una puerta corredera y ventanas curvadas. "Hemos creado un radio de curvatura para cubrir la casa al completo, entonces hemos manipulado una curva en S para introducirla dentro de este radio" dice Oshatz. El interior resultante da la sensación de estar dentro de una concha. 

La cocina, la sala de estar abierta con chimenea y el dormitorio de invitados están en la planta baja, mientras que a través de una escalera se sube a la buhardilla donde se encuentra el dormitorio principal. Los armarios empotrados y elementos de almacenamiento se han realizado con cerezo americano mientras que la tarima maciza del suelo y escalera es de cerezo brasileño. La tarima exterior de la terraza es de caoba y las vigas de la cubierta y del techo son el abeto Douglas. Para hacer que la casa flotase pero a la vez fuese estable se creó un flotador de 34 por 80 metros formado por troncos de abeto Douglas y vigas de acero colocadas en cruz. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada