3 de junio de 2016

Un puente de madera bajo el agua


Este impresionante puente hundido – diseñado por los arquitectos de RO & AD – se ubica en Holanda y está dando a los visitantes una manera única de acceder a una hermosa fortaleza holandesa del siglo XVII. El también conocido como “Puente de Moisés” divide literalmente las aguas que rodean la fortaleza, lo que permite a los peatones pasar a través de él .


El puente está hecho con madera de Accoya, una madera modificada mediante la reacción de ésta con anhídrido acético, aportando a la madera una durabilidad mucho mayor sin alterar sus propiedades mecánicas. El proceso ayuda a prevenir la descomposición de la madera por el ataque de xilófagos, con virtiendose en un material ideal para un puente bajo el agua.

Una serie de fosos y fortificaciones se construyeron en la región de West Brabant Water Line en Holanda durante el siglo XVII, con el fin de entregar protección frente a las invasiones de Francia y España. La Fortaleza Fort de Roovere estaba rodeada de un foso poco profundo; muy bajo para cruzarlo a través de embarcaciones pero demasiado hondo para caminar sobre él.


Desde lejos, el Puente de Moisés es invisible a los ojos. El flujo alrededor de la fosa parece continuo, ya que el nivel del agua esta paralelo al del foso que lo cruza, lo que refleja el follaje circundante. Cuando los visitantes se acercan a la fortaleza, el puente se visualiza como una ruptura que divide el curso de agua, creando un fenómeno visual único.



En primer lugar se encuentra a ras de tierra, pero luego desciende más profundamente hasta quedar bajo el agua. Para lograrlo, la estructura se ancla al suelo a través de pilotes de acero; toda la estructura está forrada con madera acetilada.

Una curiosidad es que el propio puente en invierno se congela para que la madera no sufra los cambios de presión del agua congelada.


También la madera triunfa en condiciones extremas en las que logra un resultado único uniendo la tecnología con el diseño.

Entrada creada por Grupo Gubia

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada